Psicología Clínica

Entiendo que a todos nos envuelven unos pilares vitales (familia, amigos, pareja, trabajo...), algunos los escogemos y otros nos vienen dados. A menudo detrás de un malestar psicológico se esconden discrepancias entre lo que nos gustaría tener y lo que en realidad tenemos y esto nos puede generar sentimientos de resignación o rabia, sufrimiento o tristeza…

En el mundo y la sociedad en que vivimos es normal sufrir las consecuencias de nuestra dificultad para adaptarnos. Es entonces cuando pueden aparecer diferentes cuadros de malestar y podemos necesitar ayuda para combatir diferentes desajustes psicológicos, que no siempre son enfermedades sino trastornos psicológicos asociados a situaciones temporales.

 

Pensar en el impacto de nuestras acciones sobre las personas, el impacto de nuestros pensamientos sobre nuestra mente y nuestras acciones, comprender y gestionar el estrés, identificar aquello que nos atormenta para poderlo manejar y modificar, mejorar la gestión del tiempo o de la ansiedad, identificar, medir o controlar el impacto de nuestras acciones y de nuestras ideas sobre nuestras acciones, todos estos aspectos son cuestiones para tratar y a considerar para resolver conflictos.

 

Todas las relaciones personales pasan momentos y etapas cambiantes y en ciertas ocasiones podemos entrar en monotonía o aburrimiento, discrepancia, desconfianza, sufrir inseguridades, tener sentimientos de inferioridad o dudar de nosotros mismos.

Ofrezco un trato profesional, personalizado, individual o en pareja con adaptabilidad y flexibilidad horaria i apoyo para que te encuentres mejor pudiendo resolver conflictos reales o preocupaciones puntuales.

 

¿Qué y a quien trato?

Plantearse que necesitas ayuda y que solo no consigues superar las situaciones que te preocupan o que por un problema puntual necesitas que alguien desde fuera te diga cómo lo ve y te ayude a resolverlo ya es un gran paso. Si has llegado a esta conclusión y das el paso, esto ya supone más de la mitad de la solución, del resto ya me ocuparé yo.

Generalmente las personas que vienen a mi consulta, antes de llegar se han planteado cosas como: tendría que ser capaz yo solo de solucionar mis problemas y me siento fatal teniendo que pedir ayuda, esto de ir al psicólogo no hubiera pensado nunca que me pasaría a mí, me he fallado a mí mismo-a y no puedo superarlo por mí mismo-a, dudo que acudir al psicólogo me sirva de algo, el psicólogo me removerá mis secretos, hurgará en mis pensamientos, si no sé ni yo lo que me pasa...cómo voy a explicárselo al psicólogo, llevo mucho tiempo mal y no creo que nada cambie porque se lo explique al psicólogo, ¿tengo que explicar la mi vida y mis intimidades a un extraño?, pasaré años explicando mis problemas y ¿la terapia será eterna?, ¿dependeré para siempre más del psicólogo?, ¿y si el problema no es mío sino de los demás que no me entienden?, a ver si tendré de cambiar cosas que no quiero cambiar ...

Todas estas preguntas y reflexiones son normales y nos sirven de punto de partida.

Alguno de los trastornos que trato se encuentran detallados clicando sobre cada botón más arriba 

Estaba muy contenta porque las patatas llevaban salsa al curri y estaba con mis amigos de Erasmus en París que para mí es la mejor ciudad del mundo

“Tienes que darlo todo para conseguir una vida tan maravillosa como aquella que baila en tu imaginación”

Román Payne

© Centre de la Mà de Barcelona 2020

Teléfono: 93 459 24 40